Qué saber antes de ir a Islandia


Islandia, tierra de hielo y fuego, cuna de elfos y trolls, repleta de géiseres, fumarolas, pozas termales, cráteres milenarios, campos de lava infinitos, glaciares que acaban en lagos donde flotan icebergs, saltos de agua que se entremezclan con arco iris, auroras boreales que iluminan las oscuras y largas noches de invierno… ¿Quién no ha soñado alguna vez con recorrer estos paisajes inhóspitos sacados de otro planeta o vivir experiencias únicas? Todo aquel que vaya a esta isla no quedará indiferente.

Os dejamos unos datos prácticos y esperamos que os sean útiles para preparar vuestro próximo viaje a la espectacular Islandia.


Cuándo ir

Islandia es un país para visitar en cualquier época del año. En verano se puede recorrer toda la isla y observar ballenas y frailecillos; mientras que en invierno, aunque la conducción es más complicada, se puede disfrutar del espectáculo que ofrecen las auroras boreales.

El tiempo en Islandia es muy cambiante. Los islandeses tienen un dicho: “si no te gusta el tiempo, espera cinco minutos”. Por ello es muy útil consultar la información actualizada en la web de la agencia meteorológica de Islandia o en su aplicación móvil para programar vuestras rutas (y aún así, hay que esperar cualquier cambio imprevisto).

Las temperaturas no son tan extremas como podríamos pensar, pero el viento hace que la sensación térmica sea mucho menor. Siempre es bueno llevar varias capas de ropa, con chaquetas y abrigos impermeables y cortavientos.

  • Temporada alta (de junio a agosto). Las temperaturas son más suaves y hay muchísimas horas de luz (sol de medianoche hacia el solsticio de verano el 21 de junio, sobre todo en la zona norte más próxima al Círculo Polar Ártico).

Os aconsejamos llevar antifaz para poder dormir si os molesta mucho la luz.


Es la mejor época para avistar ballenas y ver frailecillos. Se abren las carreteras de montaña para todoterrenos pudiendo explorar zonas más insólitas. Sin embargo, hay mucho turismo, las zonas de mayor interés están abarrotadas, es necesario reservar con mucha antelación y los precios son más elevados. 

  • Temporada media (mayo y septiembre). Hay más viento (sobre todo en el sur) y chubascos puntuales, pero la posibilidad de días despejados es mayor (hay que ser previsor porque puede haber alguna nevada). El acceso a las carreteras de montaña depende de las condiciones climatológicas. Es el mejor momento para viajar porque hay menos turismo, precios más bajos y más días claros.

  • Temporada baja (de octubre a abril). Las largas noches con escasas horas de luz la convierten en la época perfecta para observar auroras boreales (nosotros las cazamos en Noruega). Además, se pueden visitar cuevas de hielo y realizar deportes de invierno. El inconveniente es que las carreteras de montaña y algunas secundarias deben cerrar por el mal tiempo.


Cuántos días se necesitan

Si se dispone de pocos días, lo recomendable es visitar Reikiavik, la península de Snaefellsnes, el Círculo Dorado y el suroeste, donde están las principales atracciones. Hay excursiones de un día que parten de Reikiavik y recorren todos estos lugares (os las comentamos más adelante).

Si se tiene más tiempo, hay que aprovechar para recorrer toda la isla. En 10 días se puede hacer un recorrido circular por la Ring Road pero sin desviarse mucho de la ruta; en 2 semanas (como hicimos nosotros) da tiempo a recorrer toda la isla visitando penínsulas y zonas alejadas de la ruta circular y descubriendo rincones más remotos y menos masificados. Y con 3 semanas o más, se puede hacer un viajazo conociendo todo el país con calma y explorando alguna isla y las Tierras Altas.


Visado

No se requiere visado para estancias de menos de 90 días si se procede de países de la Unión Europea y de la zona Schengen, EEUU, Canadá, Japón, Australia y Nueva Zelanda. Basta con tener un pasaporte o documento de identidad en vigor y con una validez mínima de 6 meses

Para otros países, visitad la web de inmigración del gobierno de Islandia.


Idioma

El idioma oficial es el islandés, de difícil pronunciación. Hay algunas terminaciones que veréis repetidas en algunos nombres y que pueden ser útiles para saber de qué se trata: vík-bahía, foss-cascada, nes-península, vatn-lago, fell-monte, jökull-glaciar, gljúfur-cañon, hraun-campo de lava, vegur-carretera, sandur-llanura, sey-isla, á-río.

Por suerte, también se habla inglés. Aún así, como siempre decimos, conviene aprenderse algunas palabras, ya que serán bien recibidas por los locales.

Expresión Traducción
Hola Halló
Buenos días Góđan daggin
Muchas gracias Takk fyrir
Por favor Vinsamlegast
Perdón Fyrirgefđu
Disculpe, ¿la cuenta? Afsakađu mig, frumvarpiđ?


Moneda

Corona islandesa (ISK).

Islandia es un país bastante caro, sobre todo en el alojamiento.

Cuando nosotros fuimos el cambio estaba a 1€ = 136,78 ISK (podéis consultar el cambio actualizado aquí).

En Islandia es muy común pagar todo con tarjeta, incluso en zonas muy remotas y para compras pequeñas, como un café, o para pagar la tasa de los baños a los pies de un volcán. Por tanto, no será muy necesario hacer uso de los ATM, que encontraremos en todas las poblaciones y gasolineras. El requisito indispensable es que sea una tarjeta que funcione con PIN (actualmente la mayoría lo son).

Nosotros llevamos las tarjetas gratuitas BNext, que sólo cobran el cambio de divisa interbancario y te devuelven las comisiones que te cobran en los cajeros. Funciona como una tarjeta prepago sin cuenta asociada. Podéis solicitarla en este enlace y os regalarán 5€.

Para realizar pagos en comercios, utilizamos la tarjeta Revolut, también sin comisiones. En este caso, sí está asociada a una cuenta y tiene un coste de emisión de 5€, a veces nos permiten hacer invitaciones gratuitas. Ponéos en contacto con nosotros si la queréis (travelisnotjusttourism@gmail.com).

De todos modos es recomendable llevar algo de dinero en efectivo por si las tarjetas fallan. Nosotros siempre encontramos el mejor cambio en las oficinas de Ria o en su página web.

Como curiosidad, en algunos establecimientos aceptan euros, pero no os confiéis.

Las propinas no son obligatorias, pero se agradecen.


Seguro de viaje y asistencia sanitaria

Aunque podremos recibir asistencia en las mismas condiciones que un islandés con la Tarjeta Sanitaria Europea, siempre es aconsejable tener un seguro de viaje. Nosotros lo tenemos contratado con AMA por unos 42€ al año.

No es necesaria ninguna vacunación especial, no hay ninguna enfermedad endémica, y las medidas sanitarias y de higiene son muy elevadas.


Electricidad

Los enchufes son de doble clavija redonda a 230V/50Hz, como los de España.


Internet y teléfono

Gracias a la eliminación del roaming en Europa, podremos utilizar el teléfono en las mismas condiciones y con las mismas tarifas que en nuestro país.

La cobertura es amplia (sólo tuvimos algún problema de conexión en zonas más remotas). Además hay redes wifi en la mayoría de hoteles, restaurantes, autobuses y muchas gasolineras.


Traslados al aeropuerto

La entrada al país se hace a través del Aeropuerto Internacional de Klefavík, situado a 48 km de la capital. Cada vez hay más líneas aéreas, sobre todo de bajo coste, que tienen como destino Islandia (Icelandair, Norwegian, Vueling, Iberia Express, Easyjet, etc). Nosotros volamos con Norwegian. Reservad los billetes cuanto antes, porque los precios varían muchísimo y pueden duplicarse.

  • Autobús. Hay varias empresas que unen el aeropuerto de Klefavík con el centro de Reikiavik. Strætó es la más barata (1880 ISK, unos 13,7 €); el bus 55 tiene una frecuencia de 1 hora (casi dos horas según la franja horaria) con una duración de una hora aproximadamente. La empresa Airport Express cubre la ruta en 45 minutos, ofreciendo traslado a la mayoría de alojamientos de la ciudad, con una frecuencia de 30-60 minutos y un precio de 2450 a 3400 ISK (17,8-24,8 €), según se pare en la estación o en el alojamiento. Flybus también permite llegar a la estación de autobuses o al alojamiento en unos 45 minutos, con frecuencias de 30-60 minutos, pero es más cara (2999 – 3999 ISK, 22-29 €).

  • Coche de alquiler. Hay muchas agencias que alquilan vehículos y tienen oficina en el aeropuerto, de manera que si alquiláis el coche el día de llegada, ya dispondréis de transporte para vuestro siguiente destino. Nosotros alquilamos un todoterreno en CarsIceland/BlueCar. No tuvimos ningún problema con ellos y la devolución del coche fue muy rápida.

  • Taxi. Es la opción menos económica y menos aconsejable. La carrera puede salir por 15000 ISK, más de 100€.


Cómo moverse

  • Hay varias empresas y líneas de autobuses públicos que comunican distintos puntos de la isla. Sobre todo dan servicio de mediados de mayo a mediados de septiembre y el resto del año son escasos o inexistentes. En verano hay más frecuencia e incluso algunos vehículos 4×4 llevan a puntos más remotos. Podéis consultar el mapa de rutas aquí. La empresa Strætó tiene una aplicación móvil que permite programar tu trayecto y comprar los billetes.

  • Los ferrys conectan poblaciones costeras durante todo el año, aunque en invierno la frecuencia es menor. En esta web encontraréis rutas y horarios.
    Una manera cómoda y rápida de ir de la península de Snæfellsnes a la de Látrabjarg (en los Fiordos del Oeste) es tomar el ferry de Stykkishólmur a Brjánslækur. Se ahorra mucho tiempo ya que la carretera de conexión no es muy buena.
  • Varias líneas aéreas realizanvuelos internos desde el Aeropuerto Nacional de Reykjavík a Akureyri, Myvatn, Husavík o Skaftafell, entre otros, siendo el único modo de llegar a muchos de estos lugares en época invernal. Air Iceland Connect, Eagle Air y Atlantic Airways realizan estos vuelos domésticos.

  • Multitud de agencias turísticas ofrecen paquetes y excursiones a los principales lugares de interés.

  • Para nosotros lo más recomendable es alquilar un coche y recorrer el país por libre y con total independencia. Es fácil y seguro conducir en Islandia.

La carretera circular, Hringvegur, Ring Road o Ruta 1, rodea toda la isla y comunica las poblaciones y zonas más turísticas. Tiene un carril por cada sentido (dos en algunos tramos entre Hveragerdi y Reykjavík) y está asfaltada, salvo un pequeño tramo en los fiordos del este de 2-3 kms a la altura de Djúpivogur (a fecha de junio de 2019 ya estaban finalizando un nuevo tramo asfaltado). No esperéis una autovía, es más bien una carretera secundaria, pero está bien conservada y hay poco tráfico. Se puede recorrer en el sentido de las agujas del reloj (como nosotros hicimos y lo aconsejamos) o al contrario (la mayoría lo hace así).

Nuestro consejo es que alquiléis un todoterreno porque hay carreteras y caminos en los que sólo se puede acceder con ellos. Las carreteras exclusivas para este tipo de vehículos vienen precedidas con la letra F (cerradas durante el invierno, abren entre finales de mayo y mediados de junio). Muchos se aventuran con turismos, pero es muy arriesgado y el seguro no se responsabiliza. Nosotros alquilamos un 4×4 pequeño en CarsIceland/BlueCar. Contratamos el seguro más completo que cubría daños por grava y es algo que os recomendamos encarecidamente.

El permiso de conducir de los países de la UE, EEUU, Canadá, Australia y Nueva Zelanda es válido, pero se recomienda llevar consigo el carné de conducir internacional.

La velocidad máxima permitida es de 90km/h (80km/h si no es asfaltada). Suele haber radares móviles, así que no sobrepaséis el límite. Hay que llevar siempre las luces cortas encendidas.

Es importante consultar el estado de las carreteras porque el tiempo es muy cambiante. En esta web hay información actualizada que ayudará a programar los trayectos.

Hay bastantes gasolineras por todo el recorrido, en las poblaciones más importantes. Pero hay tramos en los que no nos cruzaremos con nadie y no habrá ni una estación de servicio. Por tanto, no os confiéis y llevad el depósito siempre lleno, sobre todo si vais a explorar zonas más remotas. En estos enlaces os dejamos información útil sobre mapas de localización de las gasolineras N1Olis, Orkan, AtlantsOlia (AO) y gasolineras OB.

La gasolina no es barata en Islandia. CarsIceland/BlueCars nos dio un descuento para todas las gasolineras OB/Olis que nos vino muy bien.

Las estaciones son de autoservicio y funcionan con tarjeta de crédito/débito con PIN. En las N1 se puede seleccionar el idioma español.


Primero se introduce la tarjeta directamente en el surtidor, se marca el importe en coronas, se extrae la tarjeta, se rellena el depósito con gasolina/diésel y se cuelga la manguera. Si el importe marcado es superior a la cantidad final que hemos puesto, tranquilos, sólo se cargará en la tarjeta el importe que hemos gastado.


Dónde comer

Lo más práctico es llevar comida para hacer picnic o comer en el coche, ya que no encontraréis mucha oferta gastronómica más allá de las poblaciones.

Aunque Islandia es un país bastante caro, hay dos cadenas con supermercados repartidos por casi todos los pueblos que nos permiten ahorrar un poco: Netto (manzana azul) y Bónus (cerdito rosa sobre fondo amarillo). Los precios no son desorbitados, por lo que no es necesario llevar comida desde España, aunque nosotros llevamos embutido ibérico para nuestros bocatas (hay una ley que prohíbe llevar carne cruda como jamón o embutidos, pero no suelen ser muy estrictos y no tuvimos problemas para introducirlo en el país).

En Islandia abundan las ovejas, el caballo y el pescado, por lo que no os podéis marchar sin probar alguno de sus platos típicos con estos ingredientes:

  • Plokkfiskur: Guiso de pescado, patatas y cebolla, tiene el aspecto de un ajoarriero y es delicioso, normalmente servido con rodajas de pan de centeno típico llamado Rúgbraud. 
  • Bacalao y trucha ártica: En todas sus variantes, es uno de los mejores países donde comer estos pescados. En Myvatn son especialistas en ahumar trucha así que debéis pedirla si coméis en esa zona. 
  • Kjötsúpa: Guiso de cordero con verduras, es delicioso y reconfortante.
  • Cordero asado: Los corderos campan a sus anchas por toda la isla y se alimentan de pastos frescos por lo que su carne es jugosa y delicada.
  • Skyr: Queso fresco desnatado muy sabroso y saciante ya que tiene un alto contenido en proteínas. Lo encontraréis por toda la isla y de muchos sabores.
  • Perritos calientes: Es la comida callejera por excelencia en Reikiavik, donde hay varios puestos famosos. El más conocido es Bæjarins Beztu Pylsur, en el puerto, aunque nuestro preferido es Reykjavik Street Dog. Pedid uno con todo: cebolla frita y cruda, mostaza, ketchup y salsa remoulade. 

Comer en un restaurante puede costar entre 20-60€ por cabeza, pero se agradece una comida de verdad después de muchos bocadillos y vasos de pasta deshidratados. Os dejamos la lista de los sitios donde estuvimos nosotros:

  • Hotel Kirkjufell: En Grundarfjordur, en la península de Snaefellsnes, este pequeño hotel ofrece unos platos de bacalao y cordero asado deliciosos.
  • KK Restaurant: Un restaurante de comida local en Saudarkrokur enfocado a público joven, tiene también hamburguesas y sandwiches. Uno de los más baratos que encontramos en nuestro camino. 
  • Askur Pizzeria: Después de varios días a base de bocatas y pasta de sobre en el coche necesitábamos algo caliente y barato para comer. Las pizzas de este local de Egilsstadir, hechas a leña, fueron nuestra salvación. Además estaban de vicio. 
  • The Soup Company: En Vík í Myrdal, ofrece una carta de sopas y sandwiches. La sopa volcano esta buenísima, además de estar presentada en un pan negro simulando una roca volcánica.
  • Messinn: Es famoso por sus sartenes de pescado, el salmón es uno de los mejores que hemos probado. 
  • Lækjarbrekka: Un clásico de la capital, tienen un menú para degustar varios platos tradicionales muy bien de precio (para los precios islandeses).
  • Reykjavík Fish; Otro clásico popular en Islandia es el fish and chips, en este bar del centro de Reikiavik lo hacen muy bueno y bien de precio. Tienen otro local cerca del puerto.
  • Reykjavik Street Dog: Está en el centro junto a Hallgrímskirkja. Los perritos están hervidos en cerveza, lo que los hace muy crujientes y la mezcla de cebollas con las salsas los hace adictivos. 
  • Ramen Momo: Si no os apetece comida islandesa, os recomendamos combatir el frío con una de estas sopas japonesas, tiene versiones fusión con ingredientes locales que merece la pena probar. 

Además encontraréis restaurantes de nueva cocina que ofrecen carne de ballena, frailecillo y caballo islandés. 


Dónde dormir

La oferta hotelera no es muy amplia en Islandia. Cada vez proliferan más alojamientos de bajo coste, pero se recomienda reservar con mucho tiempo de antelación para asegurarse un sitio donde dormir, sobre todo en verano. Nosotros reservamos a través de booking.com.

Los hoteles son escasos y nada baratos, de media unos 100-150€ la noche, pero el servicio suele ser muy bueno. La mayoría disponen de habitaciones con baño privado y habitaciones con baño compartido, así como desayuno incluido en el precio.

Una manera de ahorrar un poco es alojarse en las casas de huéspedes (guesthouses) o granjas familiares que ofrecen habitaciones (con baño compartido o privado) y desayuno con productos caseros elaborados por ellos mismos. Os recomendamos que os alojéis en Fagrabrekka, nuestro alojamiento preferido del viaje. 

Otra opción es alquilar una autocaravana y recorrer la isla con total libertad, sin tener que pensar en el alojamiento, o llevar una tienda de campaña y alojarse en un camping (en época estival, si no queréis morir en el intento).


Excursiones imprescindibles

  • Círculo Dorado. Es una de las rutas más demandadas por su proximidad a Reykjavík: fisura continental del Parque Nacional de Thingvellir; Valle de Haukaladur y Geysir, que da nombre a los géiseres; la catarata de los dioses o Gullfoss y el cráter Kerið.

  • Baños termales.

Blue Lagoon. Esta laguna termal con aguas celestes ricas en sílice es una visita imprescindible aunque cada vez está más masificada. Recomendamos reservar a primera hora (7-8 de la mañana).

Baños de Myvatn. Más baratos y menos concurridos. Son más pequeños pero se disfrutan mucho más.

– Baños termales naturales por toda la isla, en esta web se pueden localizar fácilmente, con fotos y descripción. También hay una app para el móvil.

  • Landmannalaugar. Es una zona de las Tierras Altas de fácil acceso con 4×4 que tiene varias rutas de senderismo entre montañas de riolita.

  • Península de Snæfellsnes. Para nosotros un imprescindible. Se recorre fácilmente y tiene muchos lugares de interés muy accesibles. La llaman la Islandia en miniatura.

  • Parque Nacional de Skaftafell. Repleto de lenguas glaciares y senderos que llevan a miradores panorámicos. En su web disponéis de mapas para organizar vuestras rutas.

  • Jökulsárlón. Laguna glaciar repleta de icebergs. Es mejor madrugar para evitar los grupos de turistas, por ello recomendamos dormir por la zona para verlo al amanecer y al atardecer. Cuando desemboca en el mar, se van depositando fragmentos de hielo sobre la arena negra en Diamond Beach.

  • Fjallsárlón. Esta laguna glaciar, próxima a Jökulsárlón, es más pequeña, pero está menos masificada y además, se ve la lengua del glaciar mucho más cerca.

  • Caminar con crampones sobre la lengua de un glaciar como el Sólheimajökull o visitar una cueva de hielo. Hay varias empresas en la zona sur que lo organizan.

  • Tour para ver ballenas (sobre todo en verano). Si se tiene suerte (como nosotros), se pueden avistar ballenas desde la carretera que bordea Eyjafjörđur, al norte. Lo normal es contratar excursiones en Husavík, Akureyri, Hauganes o Reykjavík. Nosotros la contratamos con North Sailing en Husavík y, aunque no pudimos hacerla por el mal tiempo, nos ofrecieron cambiar a otro día o devolvernos el importe sin problemas.

  • Ver frailecillos (puffins) de mayo a agosto, al atardecer en: 
      • Latrabjarg en Westfjords.
      • Isla Drangey en Skagafjörđur (noroeste).
      • Borgarfjördur Eystri en los Fiordos del Este.
      • Ingólfshöfði en el sureste (promontorio privado, se organizan tours desde Skaftafells).
      • Dyrhólaey en Vík en el sur.
      • Lundey en Reykjavík (en el puerto hay muchas agencias que ofrecen esta excursión).

(en este enlace podéis leer Dónde ver frailecillos en Islandia)

  • Avistar focas:
      • En la playa Ytri Tunga en Snaefellsnes.
      • Rauđisandur en los Westfjords.
      • Ósar Hostel en Vatnsnes.
      • Stokksnes en el sureste.
      • Jökulsárlón y Fjallsárlón en el sur.

  • Ver auroras boreales. Desde octubre a marzo se puede disfrutar de las luces del norte por libre o con excursiones contratadas. En esta web informan sobre la previsión diaria y las posibilidades de verlas. Además, podéis leer nuestros consejos sobre cómo cazar auroras boreales de nuestro viaje a Tromsø.

Curiosidades y consejos

  • En Islandia, la calefacción y el agua caliente se consiguen aprovechando la energía geotermal. Veréis que se dejan las ventanas abiertas de noche para respirar aire reciclado y no empañar los cristales.
  • El agua caliente tiene un fuerte olor a azufre, pero tranquilos, la piel no huele al ducharse y se queda muy suave e hidratada. Esto ocurre en toda la isla salvo en la “cold area” en la zona de grandes glaciares del sur.
  • El agua fría del grifo es potable y de muy buena calidad. No es necesario comprar agua embotellada.
  • Hay baños públicos en casetas de madera por muchos sitios turísticos y áreas de descanso, algunas son de pago y están bien equipadas y limpias, otras son un poco rudimentarias y están más sucias.
  • En Islandia se puede pagar todo con tarjeta, desde un café hasta la tasa de los baños o en máquinas de vending perdidas en mitad del páramo.
  • Encontraréis muchos pasos estrechos en la carretera (suelen ser puentes de un solo carril). A veces la visibilidad no es muy buena, conducid con precaución.
  • Los islandeses creen en personajes místicos y mágicos, como trolls y elfos. Veréis esculturas con piedras decoradas, casetas de madera, etc. No se os ocurra tirar una piedra, podría ser la casa de un elfo. Se han paralizado obras en lugares donde podrían vivir estos seres sólo por el hecho de no molestarles. 


Navegación de entradas

Un comentario Agrega el tuyo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *